Social Icons

lunes, 6 de octubre de 2014

El Cuarto Jinete: Destrucción Masiva, Víctor Blázquez

El autor: Sevilla en 1981, pero ha vivido en tantos sitios distintos que cuesta decir de dónde es. Barcelona,
Su mayor pasión siempre ha sido contar historias, no importándole el medio para hacerlo, pero destacándose en escribir y plasmar imágenes con una cámara de video. Ha dirigido una decena de cortometrajes, tres de ellos con participación en distintos festivales internacionales: El club, El hombre sin sonrisa, Escombros (éste codirigido con Alejandro Pámanes), pero también ha coqueteado con el mundo de las webseries.
Pero como con eso uno no le paga al carnicero, también ha trabajado como auxiliar de dirección y segundo de dirección en distintas producciones televisivas como Herederos, UCO, El gordo, Sexo en Chueca, Hispania o la reciente La fuga.
El cuarto jinete es su primera novela, a la que le siguen El cuarto jinete: armagedón y El cuarto jinete: Destrucción masiva.
Entre tanto ha participado en varias antalogías, la postapocalíptica Postales desde el fin del mundo y un conjunto de cuentos de terror ochentero, sweet dreams.
También ha escrito Orilla intranquila y No existen los monstruos.

Sitio web oficial: http://www.victorblazquez.com/
Madrid, León, Salamanca, Monterrey, México DF han sido los sitios donde más tiempo ha pasado. Desde hace unos años, ha establecido su residencia en Majadahonda, Madrid, donde reside junto a su mujer, sus dos hijos y sus dos perros.

La sipnosis: El virus conocido como Cuarto Jinete ha devastado el continente americano. La civilización tal y como la conocíamos ha quedado reducida a cenizas.
En la urbanización San Mateo los supervivientes están aislados y rodeados. Se enfrentan al miedo, la desesperación y el hambre. Su mayor enemigo, sin embargo, no está al otro lado de los muros, sino sentado en su trono y erigiéndose como rey con mano de hierro: Tom Ridgewick no está dispuesto a morir, aunque para resistir tenga que pasar por encima de todos los demás.
Ven, acompáñame. Este es el final del camino. Te llevaré de viaje, desde Portland hasta Half Moon Bay. Pero no será un viaje agradable; es posible que te salpiquen el barro y la sangre. Esto es la guerra. Más allá del Apocalipsis. Prepárate para la destrucción masiva.

Mi opinión: Para empezar decir que estoy totalmente de acuerdo con la mujer de Víctor, independientemente de que coincidamos o no en los motivos.
¡Eres maaaalo!, me permito el lujo de dirijirme a ti personalmente porque más te vale, me leas en cuantico te linkee mi entrada. ¡Leela insensato!

Bueno al lio, el caso es que el ritmo es igual o más frenético que en los anteriores, eso o yo he leido rauda y veloz devorando cada página y me he ventilado el libro en tiempo récord.

El guía y yo casi nos hemos hecho colegas, es majete aunque esperaba que me llevase hasta el paradero de los seis supervivientes que me faltaron en el Armagedón porque, o yo me he perdido cuándo nos guió hasta su muerte o ¡Tío! Me has perdido a Zoe, Richard, Hamza, Barry, Ben y Natalie.
Aunque hace una pequeña referencia casi al final del libro, me quedé como con ganas de saber qué pasó en La Casa Blanca.

Y como para compensar nos lleva hasta Portland donde veremos a un pequeño grupo de personas viviendo bajo la ciudad y aquí, volveré a recordar a esa idea que vi en los libros de Brian Keene, en donde los zombies no eran zombies sino algo más.
Nos descubre nuevos personajes, nuevos hilos, nuevas historias con sus respectivas vidas pasadas. Y el salto en el tiempo entre los supervivientes de San Mateo y éstos.
Nos lleva de su mano mientras recorren su camino por la supervivencia hasta llegar hasta 'Lázaro', si bueno, es que no voy a cascar otro spoiler...

Así que el autor, escribe desde el amor más empalagoso, hasta la tiranía pasando por la acción, el suspense y la intriga.
Y me encanta haber especulado acerca de uno de los personajes cuyo destino queda en el aire en el Armagedón. Me hago con una expresión... ¡¡Yippie kay yeah!!

Esta vez, me he encontrado con algunas palabras o frases repetitivas. Pero ña ña, sabe compensar. Me he guardado un par de frases y algún párrafo digno de escena de película que podrás leer AQUÍ.

Por cierto, me han encantado las alusiones a comentarios o libros de otros autores españoles.

No sé el resto de lectores de la saga, pero a mí no me importaría leer un cuarto. Ahí lo dejo como quien no quiere la cosa. Mientras tanto, fue un placer leer mientras acariciaba la cabecita de Xé en las tardes y noches de esta última semana.

No hay comentarios:

Publicar un comentario